La marca personal: Una gran oportunidad para las empresas

*Por Rebeca Barzuna. Consultora de marca personal en La de Rojo Marketing & Talks.

Desde 1997 el estadounidense Tom Peters estableció el concepto de marca personal al publicar en uno de sus artículos; “Las grandes compañías entienden la importancia de las marcas. Hoy, en la Era de las Personas, tú debes ser tu propia marca.”En América Central, esta tendencia ha ido tomando fuerza en los últimos años, principalmente entre los profesionales independientes y emprendedores.

Aunque según el autor las grandes empresas fueron las primeras en comprender lo esencial que es la marca comercial; al trasladar este concepto a la marca personal, es inminente el desconocimiento que existe de los beneficios que aporta incentivar a los colaboradores a que construyan su propia marca.

Parte de esta tendencia defiende el hecho de que los individuos se consideren como marcas comerciales con la diferencia de que cuentan con un código genético único e irrepetible, basado en la mezclad e su personalidad, valores, habilidades, educación, experiencia y vivencias entre otros.

El término de marca personal empezó a popularizarse por factores como la desestimación del currículo como única fuente de información y la necesidad de diferenciación ante la globalización, con la cual la competencia en el mercado laboral por un puesto de trabajo, proyecto o contrato, ya no sólo se limita a profesionales o empresas locales, sino al resto del mundo.

Le puede interesar: “Exportaciones de café hondureño suben, pero disminuyen ingresos”

¿En qué beneficia la marca personal a una gran empresa?

Si bien es sabido que las empresas venden productos o servicios, es innegable que uno de sus principales activos son las personas que las conforman y se encargan de generar confianza en los clientes.

Es importante potenciar la marca personal de los colaboradores clave ya que actualmente tiene más credibilidad la información transmitida por personas que por las mismas compañías.

Cada colaborador, por medio de sus ideas y a través de sus redes sociales, puede generar un diálogo permanente con una red de contactos y seguidores interesantes que se conviertan posteriormente en clientes, con los cuales la empresa de otra manera no hubiera podido establecer ese vínculo. Este impacto positivo que generan las marcas individuales, termina beneficiando a la marca global.

Además lea: «El Salvador, casi listo para la facturación electrónica»

La marca personal, además ayuda al departamento de recursos humanos a elaborar junto al colaborador, un plan de carrera más acertado que define de manera precisa la dirección profesional y objetivos que desea alcanzar según sus habilidades, valores, aptitudes y experiencia que posea. Es una proyección de cómo desea ser vista la persona por los demás miembros de la compañía, clientes y proveedores. El retorno de inversión de estas acciones se ve reflejado en el incremento de retención del personal.

En el caso de una empresa de servicios, la promoción individual de sus colaboradores a través de un programa de radio, blog, revista o charlas, los posiciona como expertos reconocidos en algún área específica que atraen por defecto a nuevos clientes que buscan la mejor opción del mercado.

Para los negocios que venden productos, la marca personal de los colaboradores es una herramienta que acerca al consumidor con los procesos, productos y detalles “tras bambalinas”, a través de un punto de vista más cercano y humano. Aunque todos los individuos deberían contar con una marca personal, es importante considerar que este proceso requiere tiempo, esfuerzo y recursos para quesea efectivo.

También lea: «Las 10 medidas en la lucha contra la evasión fiscal y el contrabando costarricense»

El departamento de recursos humanos junto a cada gerencia debería identificar a aquellas personas comprometidas, entusiastas, líderes y con grandes habilidades de comunicación que comparten y defienden los ideales de la empresa. La construcción de marca para cada una de estas personas debe ser desarrollada por un profesional o consultor en el área de branding.

Una compañía que sepa cómo capitalizar la marca personal de sus colaboradores sobresalientes, puede aumentar el valor percibido de sus productos y servicios, transformar la oferta en demanda y marcar una gran diferencia en el mercado.

Artículos relacionados

Centroamérica continuará recaudando menos impuestos

+

Huawei promueve inclusión digital en zonas rurales

+

Empresarios impulsan turismo extranjero en el país

+