Los huracanes más catastróficos en América Latina

Romilka Perez

Irma dejó pérdidas humanas, comunidades incomunicadas y miles de habitantes sin techo pero este no ha sido el único huracán que ha afectado a su paso por diversos países

Los fenómenos naturales cada día afilan sus armas para revelarse, esto como consecuencias del calentamiento global, una problemática denunciada por diversos especialistas que aseguran que la situación agrava cada vez más, debido a la emisión de gases que retienen el calor para potenciar los modernos estilos de vidas de los seres humanos.

Hace pocos días, el mundo entró en pánico con el Huracan Irma de categoría 5, el cual poseía vientos de 295 kilómetros por horas  y ráfagas superiores. Su intensidad de se extendía a unos 85 kilómetros fuera de su centro y los de tormenta a unos 295 Kilómetros.

Puede interesarle: Huracán Irma deja millonarias pérdidas en el Caribe”

El fenómeno natural a dejó pérdidas humanas, comunidades incomunicadas y miles de habitantes sin techo. Dicha problemática nos hace recordar aquellos huracanes que han dejado a toda la región en completo deterioro:

Allen: En 1980, un mes de agosto se formó Allen en el Caribe y dejó un centenar de muertos y 200.000 evacuados.

Gilbert: Ocho años más tarde,  este huracán afectó a México, Jamaica, Guatemala, Nicaragua, Texas (Estados Unidos) y Cuba, matando a 350 personas y provocando pérdidas por valor de 8.000 millones de dólares.

Juana: Ese mismo año, en el mes de octubre,  Juana en Nicaragua 340 fallecidos y medio millón de damnificados.

Lea también: “¿Cuáles son los daños que ha dejado Irma a su paso?”

Mitch: En 1988 se dio el peor huracán del siglo XX, que causó más de 10.000 muertos, 12.000 desaparecidos, 3 millones de damnificados y enormes daños en Centroamérica. Honduras y Nicaragua fueron los más afectados pero Guatemala, El Salvador, Panamá, Costa Rica y Belice también sufrieron graves daños.

Jeanne: provocó 1.358 muertos, 1.056 desaparecidos, mil heridos y 250.000 damnificados en Haití, Florida (EEUU) y República Dominicana en el 2004. En Haití, la zona más afectada, causó 1.330 muertos y 1.056 desaparecidos; en Florida, seis muertos y 22 en República Dominicana.

Katrina: un huracán de categoría cinco inundó en el 2005 los estados de Luisiana, Missisipi y Alabama, dejando 1.833 muertos y daños por valor de 63.000 millones de euros. Inundó el 80% de Nueva Orleáns y dejó 1,5 millones de damnificados en 233.000 kilómetros cuadrados.

Stan:  se formó seguido a Katrina y provocó al menos 803 muertos y 850 desaparecidos en Centroamérica. En Guatemala, 670 muertos y 850 desaparecidos; 69 muertos en El Salvador; 49 en México; 9 en Nicaragua; 4 en Honduras y 2 en Costa Rica.

Además puede leer: Desastres naturales le ganan la batalla a Centroamérica

Félix:  igualmente de categoría 5, dejó en Nicaragua al menos 232 muertos y 200.000 damnificados, además de cinco fallecidos en Honduras.

Irene: en el 2011 el huracán de categoría 3, debilitado a tormenta post-tropical, dejó al menos 50 muertos a su paso por el Caribe, Estados Unidos y Canadá.

Issac: esta fue una tormenta tropical transformada en huracán uno, dejó 29 muertos y tres desaparecidos tras azotar Puerto Rico, República Dominicana, Haití, Cuba y Estados Unidos en el año 2012

Irma:  causó al menos 30 muertes durante su paso por el Caribe y Florida, donde todavía amenaza a varias localidades, ha superado varios récords con escalofriantes estadísticas que marcan su devastador poder.

Este artículo está clasificado como: , , , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR